La Secretaría de Ambiente de Entre Ríos y el Plan de Manejo del Fuego de esa provincia pidieron hoy no convocar ni acercarse para intentar ayudar a combatir los incendios que se registran en las islas del delta del río Paraná, mientras los brigadistas trabajaban hoy en cuatro operativos.

"No se permite el ingreso al lugar de personas que no están vinculadas al operativo de combate", remarcó a Télam el coordinador del Plan Provincial de Manejo del Fuego, Mauro Rodríguez.

En ese sentido, explicó que para trabajar sobre el fuego "hay que conocer el terreno, tener el equipamiento y conocimientos necesarios, porque de lo contrario se corre peligro".

Brigadistas forestales nacionales y de diferentes jurisdicciones junto a personal de las provincias de Entre Ríos y Santa Fe continuaban hoy los trabajos sobre cuatro grandes puntos de calor detectados en islas de la jurisdicción entrerriana, localizados frente a las localidades de San Nicolás, San Pedro, de la provincia de Buenos Aires; sobre islas de cara a la ciudad santafecina de Alvear; y en islas frente a la localidad entrerriana de Victoria.

De todos los combates, en San Nicolás y San Pedro la situación "está más complicada, venimos trabajando hace mucho tiempo y el fuego no cesa", agregó a Télam la secretaria de Ambiente de Entre Ríos, Daniela García.

Se trata de "focos grandes y con varios puntos de calor", por lo que se trabaja con más de 100 brigadistas y numerosos medios aéreos de las tres provincias y Nación, entre helicópteros y aviones hidrantes.

En tanto, el foco sobre la isla "La Chata", frente a Victoria, se estaba combatiendo por tierra y aire ya que aún hay puntos de calor, aunque "estaría controlado por el momento", apuntó.

Aún así, desde el organismo entrerriano precisaron que la situación "depende mucho de la dinámica de los vientos y la temperatura".

Si bien la población en general, pescadores y ONGs no pueden acercarse a intentar ayudar, sí pueden participar de la Red de Alerta Ciudadana.

Al detectar focos ígneos o columnas de humo, pueden llamar a la Policía (100) o Bomberos (101) para activar la red, alertar a los brigadistas, y combatir los incendios.

En diálogo con Télam, García manifestó que las causas que provocan los incendios "son múltiples", pero "todas por acción humana".

"Muchos (fuegos) los hace gente que llega a la isla; que se baja a mirar y deja un cigarrillo prendido; tenemos datos de dueños que mandan a peones a quemar; gente que prende sus residuos; el pasto que cortó; y hasta detectamos gente que prende fuego a caballo", dijo.

Mauro Rodríguez, coordinador del Plan Provincial de Manejo del Fuego, detalló la forma de trabajo diaria que se mantiene en la zona.

Cuando finaliza una jornada se establece un "reporte final y se programan las tareas del día próximo; llegado ese día se hace un vuelo de patrullaje y de estudio para ver cómo está la actividad ígnea, y a partir de ahí se traza un plan de trabajo", mencionó.

Conforme a ese plan, "se bajan las brigadas en los distintos puntos y se empieza a trabajar, luego de haber estudiado los vientos y el clima".

El ataque puede ser "con trabajos indirectos o directos (trabajos con cortafuegos naturales para que no avance y así proteger a pobladores y animales) y para llegar a sofocar un incendio hay un trabajo de varios días", añadió Rodríguez.

Fuente: Télam.
Islas del Delta
Suscribirse a nuestro newsletter
Y manténgase siempre bien informado.

¡Suscripción exitosa!

Gracias por elegirnos para informarte.

Lo sentimos, se ha producido un error inesperado

Por favor intente nuevamente

¿Qué opinas? Dejanos tu comentario sobre esta nota

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

Comentarios ()

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas denunciar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]